Este es un ejemplo de buen diseño

Por r.c.d. kreimerman

Como probablemente sabes, a partir del 15 de diciembre, está recomendado no hacer viajes fuera de Canadá, a menos que sean esenciales. Debes saber que si te encuentras en el extranjero y regresas a Canadá, podrías ser seleccionado, al azar, para realizar una prueba de COVID 19 al momento de aterrizar, independientemente de tu estado de vacunación. Viajar en estos días significa, entre otras cosas, que en un momento u otro te van a introducir hisopos dentro de la nariz; tal vez varias veces. Cuando regresamos a Canadá este enero, fuimos elegidos aleatoriamente, junto con casi el 80% de los pasajeros, para realizar la prueba en el aeropuerto. Mi hijo de 10 años, que no estaba completamente vacunado en ese momento, tendría que hacerse otra prueba el día 8 de su llegada.

Switch Health es una empresa de atención médica con sede en Toronto. Son una de las empresas en convenio con el Gobierno de Canadá para las pruebas de COVID-19. Producen un kit de prueba de hisopado diseñado para usarse en el hogar. No me quedó claro si se suponía que debíamos obtener su kit en el aeropuerto, comprarlo en una farmacia o recibirlo en casa. Se acercaba el día 8 y no teníamos el kit así que llamamos a Switch Health para preguntar. No sabía qué esperar, pero lo que sucedió a continuación realmente me sorprendió.

Nos pudimos comunicar algo rápido. En la actualidad, llamar a un call-center y tratar de hablar con un ser humano puede ser una tarea difícil; así que una espera de diez minutos se sintió como nada. El representante que respondió a nuestra llamada fue amable y servicial y recibimos el kit dos días después. El siguiente paso fue iniciar sesión en su sistema y prepararse para una videollamada. Esta parte del proceso fue la más sorprendente de todas: necesitas hacerte un hisopado pero lo haces supervisado, a través de tu computadora, por un profesional de la salud. Al momento de entrar, 40 personas estaban formadas. El kit incluye todo lo que necesitas y está acomodado de forma clara. Al abrir la caja encuentras, dentro de una bolsa de plástico sellada, el hisopo. En un lugar aparte, un tubo sellado que contiene un líquido donde vas a introducir la muestra.

Nuestro tiempo de espera fue de unos 20 minutos. La enfermera que habló con nosotros fue nuevamente amable y profesional. Le dijo a mi hijo cómo administrar la prueba, controló el tiempo y nos guió en cada paso del proceso. La llamada duró tal vez unos 10 minutos. Durante la llamada, mi hijo colocó el hisopo en el tubo. Lo selló, lo etiquetó, lo volvió a colocar en la caja, cerró la caja, colocó una calcomanía (incluida en el kit) para sellar la caja, colocó la caja dentro del sobre de Purolator (también incluido en el kit), selló el sobre y lo desinfectó con la gasa con alcohol incluida.

Visité el sitio web de Purolator y pude programar que recogieran el paquete un poco más tarde, ese mismo día. 30 minutos después sonó el timbre, un agente de Purolator estaba en el área y estaba recogiendo el paquete unas horas antes de lo previsto. En estos días ser negativo es algo bueno. Un par de días después, nos alegró terminar nuestra cuarentena cuando llegaron los resultados negativos.

Te puede interesar: Mexicano sobrevive a brutal ataque en Tim Hortons de Vancouver

Facebook Comments Box

Productos latinoamericanos en Canadá

Visita la tienda en línea dando click a la imagen

Anuncia tu negocio con nosotros

Latin Owned
error: Content is protected !!